[OPINIÓN] Hey Miguel Bosé: No te perdono, No te perdonamos

Por Macarena Pinto


Para Miguel Bosé.

No creo que hayas leído mi carta anterior (CLIC ACÁ), pero para dar continuidad a mi relato te escribo otra vez, porque dejé en el último párrafo una pregunta, a ver si tenías algo de hombría y decencia. ¿Cuándo ibas a pedir disculpas a la Alta Comisionada Michelle Bachelet?. Ahora que lo has hecho, quiero desglosar varias cosas.

 

Antes que nada, una disculpa sincera se hace desde el corazón, y no de forma obligada. Creo que tus “disculpas” fueron falsas e hipócritas, porque en el “calor del momento y ante la rabia” una figura como la tuya siempre debe comportarse. Me dio pena la gente que estuvo ahí y te aplaudió mientras agredías a una mujer que fue presidenta de Chile en dos ocasiones y que ha ocupado altos cargos en las ONU. No dejo de pensar que, a pesar del momento álgido, qué te estaba pasando por la cabeza. No solo ofendiste gravemente a la Alta Comisionada, ofendiste a miles de mujeres y a tu “querido pueblo chileno”, sino que ofendiste a todas las mujeres del mundo. Cuando las mujeres luchamos contra la violencia de género siempre salen marimachos como tú a recordarnos por qué estamos acá en esta cruzada, porque estamos cansadas que misóginos de tu calaña nos pisoteen. Eso hay que pararlo al instante. 

No tengo redes sociales más que el WhastApp, pero pude ver las respuestas que te dieron, pero gracias a mi hija a través de su cuenta de twitter pude leer qué te decían. Tus estúpidas declaraciones en contra de Bachelet generaron una decepción tremenda, y me alegra saber que no fui la única. Y ahora, con tus obligadas disculpas la jodiste más, porque se nota a kilómetros de distancia tu desprecio a Bachelet y a todo lo que huela a izquierda. No por nada viniste a “mover tus nalgas” mientras el dictador genocida Pinochet y la maligna señora Lucía te veían y aplaudían en primera fila. Ahí sí que nunca dijiste nada sobre violaciones de Derechos Humanos y democracia. NUNCA.

 

Que decepción Miguel Bosé: De ser mi ídolo, a ser solo una basura | VCC.CL

Por Macarena Pinto. Soy una mujer de 54 años, así como cualquier chilena que se preció de ser tu más ferviente admiradora cuando sólo era una niña. Cuando por fin pude verte -incluso de cerca- yo, con tan solo 17 años asistí a aquel épico concierto en la Quinta Vergara el año 1982 en plena época de Pinochet.

 

Lo otro que ya deberías tener claro hace mucho, es que debes dirigirte a la máxima autoridad de la ONU, que es Antonio Guterres. A él es al que debes emplazar.

Solo te mueve el oportunismo, si tus disculpas hubieran sido sinceras, te habrías ahorrado el “pero”. Es como si hubieras dicho, “reconozco que la ofendí, pero igual se lo merece”. La excusa agrava la falta y el daño ya está hecho, porque solo develan tu formación machista. Tu oportunista defensa de los DDHH resulta falsa. Quizás cuando te vea levantando la voz por Palestina, Yemen, Haití te podríamos creer.

A pesar de ser franquista creo que el pueblo chileno siempre te admiró como cantante y como persona. Debe ser triste ver cómo te costó todos tus años de carrera ser una persona admirada en Chile, y en solo una declaración, todo eso se fue a la basura.

¿Cómo echarte encima a todo un país luego de una estúpida declaración? Sólo hay que preguntarte a ti.

No te perdono, No te perdonamos…

Atte,
Macarena Pinto.

 

 



Voz Ciudadana Chile en facebook

Comentarios
Loading...